Iran Air recibió este martes sus cuatro primeros aviones turbohélice ATR 72-600 en Toulouse.

Iran Air (IR), ha evaluado emplear su nueva flota de aviones ATR 72-600 en una renovada y extensa red doméstica tras la llegada de los cuatro primeros aviones el pasado martes del acuerdo de compra firmado con ATR en febrero por hasta 40 equipos de este modelo.

Inicialmente, Iran Air basará una serie de ATR 72-600 en el aeropuerto de Arak, en el suroeste de Irán y desde allí servir destinos como Teherán Imam Khomeini, Ahwaz, Shiraz y potencialmente Azerbaiyán, ya que este aeropuerto cuenta con una oferta semanal de asientos relativamente baja, con Iran Aseman Airlines (EP) que opera a Mashad y Asaloyeh.

Asimismo, los aeropuertos regionales de Hamadan y Kermanshah también han sido evaluados y señalados como futuras bases de operaciones de los nuevos ATR 72-600 de Iran Air.

Tras la llegada de sus primeros turbohélices, la aerolínea también continúan con sus planes de expansión internacional y está considerando rutas internacionales de medio y largo recorrido como Kuala Lumpur y Budapest que operarán regularmente con sus recientemente incorporados Airbus A330-200.

Iran Air tiene un pedido total con Airbus por 45 aviones de la familia A330, incluyendo 28 A330-900 y ocho A330-200. Sin embargo, hasta los momentos la aerolínea ha recibido solo dos unidades de cuerpo ancho.