Tras más 15 años de operación ininterrumpida, American Airlines reemplazará sus Boeing 757-200 en la ruta Miami - Quito por sus Boeing 737-800.

A partir del 9 de enero de 2018, American Airlines (AA) reducirá su oferta a Quito, Ecuador por cambio de equipo. La aerolínea Estadounidense dejará de operar su ruta a Miami en sus Boeing 757-200, reemplazándolos por el Boeing 737-800.

De acuerdo con el sistema de distribución (GDS) de American Airlines, el cambio tendrá lugar durante la segunda semana de enero, poniendo fin a la operación ininterrumpida por al menos 15 años, de sus 757-200 en la ciudad capital de Ecuador.

American Airlines no realizará alteraciones en los números de vuelo ni en los itinerarios. (American Airlines)

American Airlines no realizará alteraciones en los números de vuelo ni en los itinerarios. (American Airlines)

Recientemente, en un análisis realizado sobre la operación de American Airlines en Ecuador, se comentaba que cambios solicitados por la aerolínea en su permiso de operación, incluían la incorporación de los Airbus A321 como alternativa para sus vuelos a Quito y Guayaquil.

En dicho análisis, se exploró la posibilidad de que el Airbus A321 fuese el reemplazo natural de los 757-200, el cual será eventualmente retirado de la flota. No se contempló la posibilidad de que American Airlines optase por utilizar sus 737-800 en Quito, aún cuando la decisión es mucho más lógica, y nos permite pensar en dos escenarios:

  • Reemplazar el Boeing 757-200 por una aeronave con mejor desempeño en términos de transporte de carga, pasajeros y rendimiento en condiciones “Hot and High,” característicos de Quito.
  • Caída en la demanda en el mercado desde y hacia Florida, debido a la recesión económica en Ecuador, así como medidas migratorias más estrictas.

En el primer punto, si bien el Airbus A321 suena como un reemplazo idóneo, su operación en Quito bajo condiciones de alta tmperatura y altura, limitaría su capacidad de carga y pasajeros (102 asientos, salvo los configurados con 181 a 187 asientos), y si bien el Boeing 737 NextGeneration es conocido por ser un avión “flojo” en términos de rendimiento, se desempeña mejor para esta operación en particular.

Queda por determinar si American Airlines opta por introducir eventualmente en la ruta sus A321neo (de los cuales aún se desconoce su configuración de cabina).

American Airlines cuenta con diversas configuraciones entre sus Airbus A321 y Boeing 757-200 para determinados destinos como los vuelos domésticos en los Estados Unidos, transcontinentales, o América Latina.

No suena descabellado considerar que pudiera optar por una configuración particular en sus A321neo para condiciones “Hot and High.”

En el segundo punto, y considerando que American Airlines aún cuenta con 20 Boeing 757-200 para destinos como Quito (con una configuración de cabina de dos clases para transportar a 176 pasajeros), el reemplazo no debería ser tan inmediato.

Sin embargo, las políticas migratorias cada día más estrictas hacia los Estados Unidos, y la disminución general de la demanda por la situación econñomica de Ecuador, llevan a concluir que American Airlines pone como reemplazo temporal al 737-800 hasta recibir en 2019 sus primeros A321neo.

El reemplazo en Quito del 757-200 por una aeronave de mayor capacidad como un Boeing 767-300 es improbable bajo el contexto actual, pero no imposible si el mercado reaccionase y recuperase el dinamismo de hace tres años.

Un vistazo a los Boeing 737-800 de American Airlines


American Airlines cuenta en la actualidad con 295 Boeing 737-800 en servicio, con 12 unidades adicionales pendientes de entrega. Debido a que la aerolínea colocó pedidos por el modelo en diferentes épocas, tan remotas como 1998, tan cercanas como 2013.

En consecuencia, existen variaciones en sus cabinas de pasajeros, tal como lo vemos a continuación:

Los Boeing 737-800 de American Airlines configurados con la versión 1 son los más longevos en su flota. Si bien cuenta con casi el mismo espacio entre asientos que las versiones más moderna, su sistema de entretenimiento consta de pantallas generales, similares a las existentes en los Boeing 757-200.

En el caso de la versión 2, estos aviones están configurados con la cabina Boeing Sky Interior, y su espacio entre asientos es menor al comparado con la versión 1. Sin embargo, posee pantallas de entretenimiento individual a bordo, así como servicio Wi-Fi.

¿Veremos en Quito al Boeing 737 MAX 8 con los colores de American Airlines?


En los próximos meses, American Airlines comenzará a recibir los primeros Boeing 737 MAX 8, de un centenar colocados en pedido en 2013, con una unidad a ser entregada en el tercer trimestre del año, y cuatro aviones adicionales en el cuarto trimestre.

El pasado mes de mayo, American anunció que los 737 MAX estarán configurados con 16 asientos en clase ejecutiva, 36 en clase económica premium y 120 en clase económica, para un total de 172 asientos en tres clases.

Se anticipa que los 737 MAX de American sean introducidos inicialmente en las rutas domésticas en los Estados Unidos, para eventualmente cubrir las mismas rutas que los 737-800 en servicio actualmente.

El rendimiento operacional del Boeing 737 MAX 8 es superior al del 737-800 en términos de consumo de combustible, capacidad de carga y pasajeros y rendimiento. Esto es posible debido a las mejoras aerodinámicas del avión y a una nueva generación de motores mucho más eficientes.

Dado este plus, ¿Existe la posibilidad de que el 737 MAX opere eventualmente la ruta Quito – Miami?

Considerando lo antes expuesto, el 737 MAX 8 sería un reemplazo perfecto para Quito, pues su configuración de cabina es de solo cuatro asientos menos que los de los Boeing 757-200.

Sin embargo, la experiencia del pasajero en términos de comodidad y producto podría desmejorar, ya que la aerolínea anunció que el espacio entre asientos en clase económica será de 30 pulgadas, y los aviones no tendrán pantallas individuales de entretenimiento a bordo, dándole prioridad al entretenimiento personal del pasajero y a la conectividad Wi-Fi (con un costo adicional).

La opción de Wi-Fi a bordo descartaría la versión 1 del 737-800 de American Airlines, dejando entrever que podría utilizarse la versión 2 y / o el 737 MAX 8. (American Airlines)

La opción de Wi-Fi a bordo descartaría la versión 1 del 737-800 de American Airlines, dejando entrever que podría utilizarse la versión 2 y / o el 737 MAX 8. (American Airlines)

No queda sino esperar a enero y veremos que sorpresa nos aguarda American Airlines con sus Boeing 737 en Quito. En ese entonces volveremos a revisar los números para un análisis complementario de su operación.